Recomendaciones

Desde el día uno de mi embarazo supe que iba a ser tema de conversación para muchos y aunque en su momento me angustió, tomé la decisión que no iba a permitir que nada ni nadie interfiriera en la nueva etapa que estaba por empezar.

“Como estás de flaca para tener tantas semanas, te vas a casar porque estás embarazada?, será que sí eres capaz de ser mamá en este momento?, etc.” fueron comentarios que me repitieron una y otra vez, y aunque en algunos casos era inevitable no sentir una rabia infinita, aprendí que la rabia era solo un obstáculo para salir adelante y que esa gente que tanto me cuestionaba no debía estar cerca de mi.

La maternidad me ayudó a darme cuenta de quién sí y quién no, de qué quiero, para dónde voy y de la mano de quién y aunque hubiera querido que años atrás hubiera sido capaz de lograrlo, las cosas llegan en el momento que deben llegar y tal vez antes no estaba preparada para aceptarlo.

Entender que a veces hay que cerrar ciclos, renovar tu círculo de amistades y evitar momentos o lugares que por más que quieras te hacen daño, no es fácil, es un proceso que llevo haciendo durante muchos meses pero cuando entiendes la importancia de estar rodeado de buenas energías la vida te cambia por completo, empieza a fluir mejor, cumples objetivos y tomas mejores decisiones. Sin embargo, es importante tener presente que somos lo que atraemos, así que nosotros mismos también debemos ser un imán de energía positiva para poder lograr que la gente buena llegue a nosotros y, saben cómo hacerlo? aquí les dejo varios tips que a mi personalmente me han funcionado:

Sonríe siempre

Agradece cada que puedas: aprende a entender que no solo se debe ser agradecido cuando todo está saliendo bien, sino que cuando ocurre algo que bajo nuestro criterio es “malo” es porque hay algo que aprender de ello

Quiere con toda tu alma, verás como eso no permite que ingresen energías negativas a tu vida

No te apegues al pasado ni te obsesiones con el futuro, vive el presente

Piensa positivo SIEMPRE

Visualiza

Es importante tener presente que muchas veces vamos a actuar de una forma que para nosotros puede ser positiva pero que para el otro parece negativa, pues está claro que no nos vamos a llevar bien con todo el mundo y eso de alguna manera puede traer decepciones en otros y que a veces debemos tomar decisiones que van a traer consecuencias, pero que a la larga seguir ahí iba a ser peor.

Yo no considero a la gente “mala”, son más bien personas que no son capaces de ser positivas y que por ende no nos hacen bien pero que de cierta manera nos dan lecciones.

Ten un cáctus, absorberá las malas vibras

No acumules nada, renuévate constantemente

Pon música constantemente

Velas aromáticas, te darán mucha tranquilida

Poco a poco van a ver que dar y recibir buenas vibras ayuda a mejorar el desempeño en todos los aspectos. En mi vida son súper bienvenidas las buenas energías , la gente alegre, la que siempre tiene algo bonito para decir y cuando no lo hace con el objetivo de ayudarte, porque indiscutiblemente las personas que transmiten buena energía, vuelan juntas!

@Maternidadenbalanceco

www.maternidadenbalance.com